Más de 121.000 profesionales del sector de la construcción han salido de la lista del paro en los últimos doce meses, lo que representa más de uno de cada tres casos. Además, los afiliados vinculados al negocio constructor y a la actividad inmobiliaria han protagonizado las alzas interanuales más destacadas dentro del régimen general de trabajadores y suben más que la media en el de autónomos en términos interanuales.

Según las estadísticas del Ministerio de Empleo, en el último año el número de parados en España ha bajado en 351.285 personas (en términos porcentuales, un 7,5%), Y, de ellos, un tercio estaba vinculado al sector de la construcción.

¿La prueba? Si en abril de 2014 había en España 617.966 parados en esta actividad, a cierre del mes pasado se contabilizaron 496.870. Dicho de otro modo, en doce meses el número de parados del sector ha disminuido un 19,6%; esto es, en 121.096 personas.

Por tanto, el desempleo en la construcción ha caído casi tres veces más que la media del mercado laboral (7,5%) y más rápido que en cualquier otro sector: en la agricultura el descenso ha sido del 6,73%, mientras que en la industria ha alcanzado el 13,38% y en el de servicios, el 4,9% (aunque, en este caso, el descenso en términos absolutos es superior: 145.120 personas).

Con las cifras en la mano, descubrimos que hasta el 34,47% de la reducción del desempleo total en los últimos doce meses tiene detrás al negocio constructor.

“Estamos notando que cada vez hay más ofertas de trabajo relacionadas con el sector y que son de perfiles muy distintos (arquitectos, técnicos, mano de obra…). Empezamos a detectar la mejora en la segunda mitad de 2014 y, sobre todo, desde finales del año. El mayor dinamismo del sector y el aumento de la demanda de viviendas, al final, se acaban notando en el empleo”, explica el portal Trabajando.com.

En las estadísticas de Empleo encontramos otra lectura interesante del mes de abril. Respecto a marzo, por ejemplo, el paro registrado en esta actividad ha disminuido un 3,77% (19.449 personas), lo que representa la segunda caída más importante de los últimos cuatro años. Solo en mayo de 2014 el descenso fue más pronunciado (concretamente, del 3,92%).

Si miramos las cifras absolutas, también descubrimos otra conclusión positiva. Ese descenso de 19.449 parados mensuales es el mayor que ha vivido el sector en la última década. El año pasado, sin ir más lejos, la cifra mermó en poco más de 11.200 personas, mientras que en 2013 se situó en 18.700. Ése había sido, hasta ahora, el dato de referencia.

“Estos datos están en consonancia con la evolución positiva del sector. La actividad empieza a recuperarse, cada vez se ven más grúas y eso significa que cada vez se necesita más mano de obra. Ahora sí que parece que el ajuste ha finalizado”, añade María Romero, analista de Analistas Financieros Internacionales (AFI).

Es el que más cae desde máximos

Desde el récord de marzo de 2012, el número de parados de la actividadse ha desplomado un 38,7% o, lo que es lo mismo, en más de 313.000 personas. No podemos olvidar que hace tres años en la construcción llegaron a contabilizarse 810.375 personas en el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE, antiguo INEM).

¿Y cómo se han comportado los demás sectores? Aunque también se sitúan lejos de sus máximos, su descenso ha sido menos pronunciado. En la agricultura, por ejemplo, la caída ronda el 9,2% (ha pasado de 230.937 desempleados en marzo del año pasado a 209.571), mientras que en el sector servicios se sitúa en el 10,3% (en febrero de 2013 había 3,142 millones y el mes pasado, 2,816 millones) y en la industria alcanza el 22,8% (ha pasado de 554.037 parados en marzo de 2013 a 427.661).

Ahora bien, como recuerda la consultora de AFI, “no podemos olvidar el contexto en el que nos movemos: el sector parte de unos niveles muy bajos, lo que explica que los porcentajes de crecimiento sean tan elevados”.

El doble de altas que la media del mercado

La construcción no solo ha sido el sector que más ha reducido su número de parados en términos relativos en un año: también ha sido el que ha liderado las altas de afiliados a la Seguridad Social.

A cierre de abril, en el régimen general se contabilizaron 664.143 afiliados en esta actividad, de los que más de 46.300 se han dado de alta en el último año. Si traducimos estas cifras a porcentajes descubrimos que el número de altas ha subido un 7,5% interanual, frente al alza del 4,1% que se ha marcado el conjunto del mercado.

Lo mismo sucede con los afiliados a las actividades inmobiliarias: en los últimos doce meses, 5.767 personas se han dado de alta en el régimen general, lo que arroja un alza del 8,02%. En las estadísticas del Ministerio no hay ninguna actividad que registre un repunte interanual tan elevado.

Por último, la construcción y la actividad inmobiliaria también están registrando un aumento de afiliados más elevado que la media en elrégimen de autónomos, aunque no lideran las subidas. Así pues, y mientras el promedio ha subido a un ritmo del 2,29% en el último año, en el sector de la construcción el repunte ha sido del 2,33% y el de la actividad inmobiliaria, del 8,79%.

“Es una noticia  positiva, porque el perfil mayoritario de este sector es un varón de cualificación media/baja que tiene muy complicado moverse a otras actividades o encontrar un nuevo puesto de trabajo. Recordemos que  el mercado laboral ahora se está polarizando mucho y que se buscan perfiles o muy bajos o muy cualificados”, concluye Mª Isabel Martínez, socia consultora de Abay Analistas Económicos y Sociales.

Vía: http://www.idealista.com/news/finanzas-personales/laboral/2015/05/06/736691-la-construccion-lidera-la-recuperacion-laboral-registra-la-mayor-caida-de